Roban una farmacia y una cooperativa en Yacuiba

Foto referencial

El martes pasado en el municipio de Yacuiba ocurrieron dos robos dentro de edificios abiertos al público pero que en el momento del hecho estaban cerrados. Uno de estas fue la cooperativa de Servicios Básicos de San José de Pocitos y el otro fue una farmacia. Los delincuentes sustrajeron de ambos lugares dinero en efectivo.

Así lo dio a conocer el comandante departamental de la Policía, coronel Miguel Ángel Prieto, quien refirió que el primero de los hechos fue denunciado el martes por la tarde por el presidente del Consejo de administración de la cooperativa, Lucio Sánchez Auza, quien declaró ante la Policía que funcionarios de dicha institución le comunicaron que la instalación había sido objeto de un robo.

Según le comunicaron, un sujeto o personas desconocidas habrían ingresado a dependencias de dicha cooperativa, ubicada sobre la avenida Tarija esquina Tupiza, violentando el seguro de las puertas de vidrio, para posteriormente sustraer del interior de la oficina de la Secretaría la suma de 1.800 bolivianos aproximadamente, monto equivalente a los cobros que se habrían realizado la mañana de ese día. El dinero fue sustraído de la caja chica.

Sobre el otro robo, el comandante policial informó que el mismo fue reportado a la central telefónica de la Policía el martes también por la tarde, a eso de las 15.00, por la víctima y propietaria de una farmacia ubicada sobre la calle Campero entre las calles Abaroa y Libertadores.

Prieto dijo que tras conocer el hecho, la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC) desplazó inmediatamente a personal de la división de Propiedades, efectivos que una vez que llegaron al lugar se comunicaron con la persona que atiende la farmacia, una mujer de 39 años, misma que refirió que algunos sujetos desconocidos habrían ingresado a su fuente laboral

Consultada sobre si tiene algunos detalles del robo, ella contó que los sujetos violentaron la puerta de ingreso, que es de vidrio, y después de eso sustrajeron de su cartera la suma de 1.200 bolivianos, pero además sacaron de la caja de seguridad automática de la farmacia, el monto de 2.400 bolivianos.

Ella dijo que esto habría ocurrido en el transcurso de las 12:00 a 14:30 aproximadamente, justo el momento que ella se habría ausentado para ir a almorzar a su domicilio.

El comandante policial manifestó que este caso también está en proceso de investigación y que ambos hechos fueron puestos a conocimiento del Ministerio Público