Tarija, la opción confiable para Always Ready

Daniel Garzón festeja el gol del título para Tomayapo

El mercado del fútbol tarijeño se convirtió en una opción confiable para Always Ready, equipo que primero apostó por Kevin Romay, que fue el primero en aterrizar en el cuadro ‘Millonario’, incluso mucho antes que ascendiera a primera división y así sucesivamente siguió reclutando más futbolistas del fútbol chapaco, a tal punto que ahora cuenta en sus filas con siete jugadores que pasearon su fútbol por la ATF.

Kevin Romay, Leonel López, Eduardo Puña, Luis Vargas, Miguel Suárez, Diego Zamora y Daniel Garzón son los siete jugadores que se encuentran trabajando bajo las órdenes del entrenador Julio César Baldivieso.

Daniel Garzón es la última adquisición del conjunto paceño que milita en la principal categoría del fútbol boliviano. Hasta hace poco el jugador se encontraba entrenando en el campamento de Real Tomayapo, equipo que se alista para incursionar por primera vez en la Copa Simón Bolívar.

El cuadro ‘Millonario’ volvió a pescar en el fútbol tarijeño, ya que a principios de año se llevó al mediocampista Luis Vargas y antes a Eduardo Puña. En esta ocasión retornó para capturar el talento de Daniel Garzón, un jugador explosivo que aprovecha muy bien las bandas por su velocidad que es su arma letal, pero además en el uno contra uno te mata.

Esas son las principales características de la nueva joya que adquirió el equipo de Baldivieso, además Garzón aún no pasó la línea de los 18 años y por lo tanto tiene un futuro prometedor en el fútbol boliviano.

La evolución de Garzón en el fútbol tarijeño data desde hace una temporada atrás. Primero se hizo conocer con Avilés Industrial, llegando a disputar varios partidos de la pasada edición del certamen de ascenso en el que el equipo tarijeño llegó a la final, precisamente ante Always Ready.

Posteriormente, Garzón pasaría a filas de Real Tomayapo a pedido del entrenador Horacio Pacheco, quien también lo dirigió en Industrial. En el cuadro de la provincia  Méndez tuvo un rol más protagónico, incluso agarró una madurez futbolística que le permitió asentarse en el equipo titular y esa confianza le abrió el camino hacía las redes, en donde aportó con un par de goles en algunas victorias del equipo, que al final terminarían consagrándose campeonatos del torneo de la ATF.

Además el jugador tenía garantizado su presencia en el equipo titular, toda vez que iba a ocupar el cupo de Sub-20. Recordemos que el reglamento de la Copa Simón Bolívar exige a que los clubes incluyan a un jugador juvenil durante los 90 minutos de un partido. Es así que Garzón era la principal opción para ocupar el puesto de Sub-20 dentro del cuadro tomayapeño.

Es así que Tomayapo tendrá una nueva baja sentida en el plantel y con esto son tres los jugadores titulares que dejaron el equipo, ya que antes partieron el defensor argentino Nahuel Quiroga y luego el arquero Javier Tejerina.

En ese sentido, los jugadores que llegarán en calidad de refuerzos vendrán a ocupar los espacios vacíos que dejaron los que se marcharon y por lo tanto se mantendrá el plantel reducido con el que conquistó el campeonato local.

Daniel Garzón nació en Argentina, pero su padre es boliviano y es por eso que el jugador tiene el carnet de actuación de boliviano.

La joya del fútbol tarijeño se sumará al nutrido grupo de jugadores chapacos que se encuentran en el campamento ‘Millonario’, toda vez que en los pasados días se incorporaron el delantero Miguel Suárez, el arquero Diego Zamora y en el plantel ya se encontraban Eduardo Puña, Kevin Romay, Leonel López y “Gigi” Vargas.