Cómo elegir un ejercicio

Como en muchos otros aspectos de la vida, alrededor de la actividad física también circulan muchos mitos y es bueno empezar a desterrarlos. El entrenador José Arciénaga menciona que en una época en la que el sedentarismo está haciendo estragos, lo mejor es conocer las formas que tenemos para estar activos y cuidarnos. Sin prejuicios.

“Lo primero que quiero resaltar es que no existe el ejercicio perfecto. Es cierto, por ejemplo, que la natación es sumamente beneficiosa, porque genera un movimiento simétrico. Sin embargo, me suelo encontrar con muchas personas que no saben nadar o que carecen de una buena técnica para mantener un entrenamiento continuo”, explica.

Con este ejemplo Arciénaga asegura que se puede demostrar que lo importante no es buscar “lo mejor” sino aquello que más se acerque a nuestras capacidades y realidades. “Algo fundamental: la actividad que decidamos hacer nos tiene que gustar, dar placer, divertirnos; si no, no hay forma de que la mantengamos en el tiempo”, agrega.