Camilo Sesto dejó todos sus millones a su hijo

El cantante español Camilo Sesto falleció el pasado 8 de septiembre a los 72 años, debido a un paro cardiorrespiratorio. El reconocido intérprete dejó un legado de más de 40 producciones discográficas, más de 100 millones de álbumes vendidos y decenas de éxitos mundiales, por lo que durante su vida construyó un poderoso patrimonio que, finalmente, se convirtió en la fastuosa herencia que le dejaría a su hijo, Camilo Blanes Ornelas. De acuerdo a la información del diario El País, el último testamento realizado por el cantante del que se tiene constancia, y que está en manos de Cristóbal Huete, quien fuera el administrador del artista, señala que el heredero absoluto de todos los bienes de Camilo Sesto es su único hijo. Camilo Blanes es fruto del fugaz romance entre el baladista y su admiradora Lourdes Ornelas.  Según los informes Camilo recibirá ocho millones de euros, tres propiedades; el chalé de Torrelodones, la finca de Las Rozas, en la urbanización La Chopera, y una tercera casa en Marbella, sumado a una sociedad de compraventa de inmuebles con un capital de 800,000 euros, además de todos los derechos de las canciones de su famoso padre, que recaudan alrededor de 400.000 euros al año.