Gobernación y FSUCCT se citan para ajustar cuentas del Prosol

El gasto según la cantidad de comunidades inscritas prevé alcanzar los 33.000.000 de bolivianos. La ejecución hasta la fecha no llegó a un 20 por ciento

Se desembolsaron los recursos a 73 familias

La Gobernación y la Federación Sindical Única de Comunidades Campesinas de Tarija (Fsucct) sostendrán una reunión este martes para ajustar las cuentas pendientes del Programa Solidario Comunal (Prosol).

El presidente de la Federación de Campesinos, Osvaldo Fernández, explicó que a la reunión asistirá el secretario de Economía y Finanzas de la Gobernación, Manuel Figueroa, y los representantes de las comunidades que se inscribieron para recibir el Prosol en 2019.

Ejecutivo de la FSUTCC, Osvaldo Fernández.

“Es muy preocupante la situación. Los primeros días de marzo se empezaron a realizar los cursos de capacitación a los comités y hubo un desembolso de 8.000.000 de bolivianos hasta el 30 de julio. Ya pasó agosto, septiembre y hemos tenido muchas reuniones es con el Secretario de Desarrollo Productivo de la Gobernación (Fernando Barrientos), ellos han cumplido con todo”, señaló.

Los campesinos alistaron 337 carpetas destinadas para recibir los recursos de la presente gestión, pero solo se desembolsaron a 73 comunidades. En agosto no hubo desembolso, pero la Gobernación autorizó que las empresas que dotarían los servicios requeridos por las comunidades inscritas puedan dotarles de los productos, como las empresas semilleras. “Algunas comunidades necesitaban las semillas de papa porque ya se les estaba pasando la época para la siembra, en la zona alta (por ejemplo) en Padcaya y en Entre Ríos”, dijo.

Algunas de las empresas que trabajan con el sector campesino les otorgaron los productos con el compromiso de que se les cancelaría los montos acordados una vez que la Gobernación les desembolse los recursos a las comunidades. Sin embargo, las empresas pidieron que se garantice el desembolso.

Ejecutivo de la FSUCCT, Miguel Ángel Gallardo

El ejecutivo de la Federación de Campesinos, Miguel Ángel Gallardo, expresó que las posibilidades quedaron agotadas, pero la reunión que se sostendrá con el Órgano Ejecutivo el 24 de septiembre. En esta reunión se tiene previsto agotar todas las posibilidades de llegar a una conciliación para que, a pesar del decrecimiento de recursos que tenga la Gobernación, se pueda cumplir con este programa.

Caso contrario, los campesinos advirtieron que iniciarán medidas de presión en contra de la institución departamental como marchas, huelgas de hambre y pronunciamientos pacíficos.

Cabe recordar que para la gestión 2019 se presupuestó un monto de 45.000.000 de bolivianos. El gasto según la cantidad de comunidades inscritas prevé alcanzar los 33.000.000 de bolivianos. La ejecución hasta la fecha no llegó a un 20 por ciento. Para la gestión 2020, los campesinos plantearon que se presupuesten 60.000.000 de bolivianos asignados para el Prosol.

La Gobernación, por su parte, planteó el monto de 30.000.000 de bolivianos y la Federación intentó negociar para llegar a los 35.000.000 de bolivianos. “Después veremos en el reformulado. Este año estamos alrededor de 13.700 familias y queremos llegar para el año a unas 15.000 a 16.000 familias. Eso hemos ido planteando, pero no está cerrado. Nosotros vamos a pedir que se haga el reformulado para aumentar las familias”, sostuvo.

Según el registro de la Fsucct existen 30.000 familias afiliadas en el departamento sin contar con la Región Autónoma del Chaco, pero existe otro número significativo que se tuvieron que ir a otros departamentos u otros países. Las familias activas en la Federación llegan a ser 15.000.


Chaco amplía inscripciones hasta el 27 de septiembre

 

Las inscripciones de las iniciativas productivas para el Prosol de la gestión 2019 en la Región Autónoma del Chaco se amplió hasta el viernes 27 de septiembre. Los tres municipios -Yacuiba, Villa Montes y Caraparí- accedieron a talleres de capacitación, en los cuales, se instruyó cómo debe realizarse el llenado de los formularios en forma práctica para viabilizar la ejecución de las iniciativas productivas.