¿Qué países buscan deshacerse del dólar y cuán real es la idea?

Mike Kemp / Gettyimages.ru

Tras la retirada de EE.UU. del pacto nuclear con Irán, la Unión Europea considera pasar a emplear euros en sus transacciones con Teherán en vez de dólares para evitar las sanciones estadounidenses. La iniciativa de deshacerse del dólar en las transacciones internacionales está presente también en otros países que no forman parte de la UE.

“Cuando Irán estaba bajo sanciones entre 2012 y 2015, estableció nuevos mecanismos para saltar las instituciones financieras relacionadas con EE.UU, como trueque, para reemplazar el dólar con otras monedas, como el renminbi [yuan chino] en su comercio bilateral con China o el euro en el comercio con países europeos”, ha comentado a RT el economista Alexandre Kateb.

A finales de marzo China decidió operar futuros de petróleo en yuanes. El jefe del comercio en Forex para OANDA Asia-Pacífico, Stephen Innes, sostiene que esto puede considerarse el primer paso hacia el desafío al dominio del dólar. Innes ha subrayado en un comentario para RT que un gran número de acuerdos bilaterales entre los países de la región Asia Pacífico serán en yuanes.

Acuerdos multilaterales
En lo que coinciden los expertos con los que ha hablado RT es que los pactos entre distintas naciones podrían convertirse en las principales herramientas para disminuir la dependencia del dólar en el comercio internacional.

La profesora de economía de la Universidad Estatal de Colorado (EE.UU.) Ramaa Vasudevan, opina que la transición hacia el uso de monedas distintas al dólar “dependerá de la influencia desplegada por la UE, el Reino Unido, Rusia y China”.

A su modo de ver, el escenario más probable es la diversificación, “acuerdos bilaterales entre socios comerciales o acuerdos regionales que reemplazarán los pactos que apoyaban el dominio del dólar”.

Estados Unidos, en el centro de las finanzas mundiales
Sin embargo, deshacerse de la moneda estadounidense no es una tarea fácil, admiten los especialistas. “Las viejas costumbres son difíciles de romperse mientras la mayoría de las operaciones financieras de cobertura global siguen concretándose en las bolsas estadounidenses, como Nymex o ICE”, ha señalado Innes.

Kateb también recuerda que el dólar estadounidense “sigue siendo por muchas razones la moneda internacional del comercio y de reserva”, y que el sistema financiero internacional se centra en EE.UU., aunque en el futuro va a cambiar drásticamente.

“El desarrollo de las finanzas mundiales estará relacionado en gran medida con el desarrollo del equilibrio global del poder”, ha señalado el economista, advirtiendo que ese proceso llevará tiempo y que “nadie realmente sabe cómo será el nuevo sistema”.