Turquía detuvo a más de 337 mil migrantes en 2019

Autoridades turcas detuvieron a tres mil 250 migrantes la semana pasada, con lo cual asciende a más de 337 mil la cifra de indocumentados arrestados este año, señala un informe divulgado ayer.

Según la agencia de noticias Anadolu, entre el 2 y 8 de este mes alrededor de mil 300 extranjeros fueron detenidos en la noroccidental provincia de Edirne, en la frontera con Grecia y Bulgaria.

El resto de los migrantes fue apresado en territorios como Kirklareli, Tekirdag, Mugla, Canakkale, Izmir, Balikesir y Aydin.

La mayoría de esas personas proviene de Siria, Iraq, Libia, Afganistán, Pakistán y Bangladesh, entre otros países.

De acuerdo con Anadolu, los indocumentados son atendidos por las oficinas de migración correspondientes y algunos fueron trasladados a centros médicos. En 2016 Ankara y la Unión Europea (UE) firmaron un acuerdo en el que Turquía aceptaba controlar el flujo migratorio hacia los 28 a cambio de recibir más de tres mil millones de euros y otras facilidades como la eliminación de las visas para sus ciudadanos.

El 22 de julio último, el Gobierno de Recep Tayyip Erdogan anunció que no readmitiría más a quienes llegaran de forma irregular a las islas griegas provenientes de territorio turco y aseguró que el pacto no se está cumpliendo del todo.

Dicha decisión fue tomada en respuesta a sanciones aplicadas por la UE por las perforaciones llevadas a cabo por Turquía en aguas de la zona económica exclusiva de Chipre.

No obstante, el bloque comunitario aseguró que el convenio continuará vigente y una delegación de la alianza visitó esta capital el día 6 para dialogar al respecto.