Revueltos

Luis Revilla (Juntos) heredó la Alcaldía de La Paz de Juan del Granado; que acabó siendo un Sin Miedo en solitario luego de que en 2005 fuera un aliado estratégico y físico del Movimiento Al Socialismo, pero que mucho antes había paseado de la mano de Jaime Paz Zamora, cuyo hijo es hoy alcalde de Tarija, Rodrigo Paz (Comunidad Ciudadana), que es primer Senador por Tarija de Carlos Mesa.

Carlos Mesa (Comunidad Ciudadana), nombró en su “presidencia sitiada” de 2004 como viceministro de Régimen Interior – el que se encarga de la Policía – a un jovencísimo Adrián Oliva (Todos), que había crecido dentro del declive del MNR, y que pronto se convirtió en mano derecha de Mario Cossío cuando retornó a Tarija tras oler la presidencia que acabó en manos del magistrado Eduardo Rodríguez Veltzé, al ser vetado por el conjunto del MAS.

Oliva sale en la foto de fundadores de Camino al Cambio que llevó a la Prefectura a Mario Cossío en 2005. Cossío hoy candidatea a primer senador por Creemos de Luis Fernando Camacho. En Tarija el jefe de campaña es Mauricio Lea Plaza, que también se replegó a Tarija ante el avance del MAS, pero que hizo carrera en La Paz precisamente de la mano de Juan del Granado.

El jefe de campaña de Camacho a nivel nacional es McLean, el último candidato adenista. El ADN de Banzer y Tuto Quiroga. Tuto fue después candidato en 2005 con Podemos, y que en Tarija eran casi todos. Hasta Roberto Ruíz, hoy masista, le hablaba al oído como senador favorito. Con Podemos, y Óscar Ortiz como Presidente del Senado, el MAS logró viabilizar el referéndum revocatorio de 2008 que solo le vino bien a Mario Cossío y a Rubén Costas en Santa Cruz y muy mal al resto no masista.

Tuto fue también candidato después, en 2014, cuando Samuel Doria Medina (hoy Juntos) trataba de conformar un frente único para enfrentar al MAS en su punto más álgido. En Tarija le apoyaron Johnny Torres con su fracción del MNR y el UNIR de Óscar Montes, que entonces tenía en segundo escalafón a Rodrigo Paz (hoy Primero la Gente – Comunidad Ciudadana) y al Ministro de Hidrocarburos Víctor Hugo Zamora, que sigue en ello. Doria Medina no pasó del 25%, Tuto sumó el 9% y el MAS su segunda mayoría de dos tercios el hilo.

En 2014 Tuto fue con el PDC, en 2020 va con el MNR, pero Johnny Torres ya ha dicho que ahora no lo quiere.

De ADN también era/es Milcíades Peñaloza.

Uno de sus amigos, Óscar Montes, hoy Juntos y en 2019 Bolivia Dice No, gobernó 15 años la Alcaldía de Tarija tras imponerse en una de esas luchas de cardenales miristas que propiciaba el propio Jaime Paz y que intensificó al irse a vivir a Tarija. En 2009 pactó la plancha nacional de Convergencia con Mario Cossío y dejaron fuera al chaqueño Wilman Cardozo, que se buscó la sigla del AS del potosino René Joaquino y se ganó su circunscripción chaqueña.

Cardozo, hoy Todos, hoy candidato a segundo senador por Juntos de Jeanine Áñez, Samuel Doria Medina y Rubén Costas, fue candidato a segundo senador en 2019 por Comunidad Ciudadana de Carlos Mesa. En 2010 tomó venganza de Cossío votando con su PAN la suspensión del Gobernador, que acabó exiliado en Paraguay. Hasta allí fue a verlo Oliva – que era su asesor – antes de romper públicamente con Camino al Cambio para empezar una aventura nueva a la que llamaron “Vanguardia Integración”.

Cardozo, como Rodrigo Paz, ya fue parte de esa bancada apócrifa que quedó después de la salida en helicóptero de Gonzalo Sánchez de Lozada y que no era suficiente para que Carlos Mesa gobernara. Pero hicieron amistades.

Antes de que Rodrigo Paz rompiera con Óscar Montes, y justo después de que Montes se lavara las manos con los resultados de Tuto en 2014 y deslindara cualquier responsabilidad sobre los dos tercios del MAS para la siguiente legislatura, Montes figuró como candidato del frente único opositor a Evo para la Gobernación de Tarija. En la foto está Mauricio Lea Plaza, Fernando Campero, Johnny Torres, Sara Cuevas y otros. Oliva y los suyos había hecho revuelo con el tema del agua unas semanas antes para minar las aspiraciones de Montes, pero lo que le frenó en seco fue el informe de la Unidad de Investigación de Fortunas. Rodrigo Paz fue quien anunció que Montes se bajaba alegando presión sobre la familia de Montes. Oliva siguió en la suya hasta que el ya conformado frente de Unidad Departamental Autonomista lo aceptó de candidato. Cuando los críticos abandonaron, su Vanguardia pasó a llamarse “Todos”.

Las listas para las departamentales de ese 2015 se presentaban en lunes. El domingo Johnny Torres era proclamado candidato en solitario, le levantaba la mano en señal de victoria Roy Moroni, diputado saliente que por entonces tenía la franquicia de Demócratas en Tarija. Johnny Torres fue inscrito como candidato a subgobernador de Cercado por UDA al día siguiente.

En el PAN que tumbó a Cossío y en el Podemos de Tuto también estaba Carlos Brú, y acabó masista al extremo. Tampoco se habla con Cardozo. O eso dicen.

Costas tenía que venir el 15 de abril de 2019 a desfilar del brazo de Montes, pero Montes se lo pensó mejor. Luego Montes dijo sí a Bolivia Dice No y ahora a Juntos. Costas parecía ser mejor amigo de Mario Cossío antes de que el uno se quedara gobernando y el otro se quemara en Paraguay. Ambos patrocinaron la Media Luna, aunque el concepto en sí lo inventó Roberto Ruíz.

Costas jugó el pulso en 2019 con Doria Medina; primero firmaron la alianza, luego le retaron a unas primarias de verdad. Doria Medina se bajó antes de tiempo y apoyó a Mesa hablando de voto útil. Hoy es candidato a la Vicepresidencia en Juntos, de matriz Demócrata.

Repitan conmigo: Jaime Paz Zamora, Motete Zamora, Víctor Hugo Zamora.

El FRI que tenía que haberse disuelto en el MAS como tantas otras corrientes de izquierda apoyó en 2014 a Doria Medina, en 2019 a Carlos Mesa y en 2020 también, aunque la mitad de sus cuadros trabajan para la Gobernación de Adrián Oliva que cambió a Mesa por Áñez. Al igual que Luis Revilla.