Piden protocolos de atención para casos de trata y tráfico

    Ibáñez recordó que el jueves pasado, autoridades de Bermejo evitaron la presunta trata y tráfico de menores de edad hacia Argentina, lo que generó desorientación en los menores involucrados, quienes fueron albergados en la guardería Heidi, pero los responsables de instituciones involucradas en este tema no les explicaron claramente lo ocurrido y los procedimiento a seguir.
    El funcionario explicó que el rescate fue efectuado por la Defensoría del Menor, Policía, Comisión Municipal de la Niñez y Adolescencia, y que el albergue fue proporcionado por la guardería Heidi, dependiente del Servicio Departamental de Gestión Social (Sedeges). “Faltó un protocolo de atención, es decir, el rol y papel que deben desempeñar claramente cada una de las instituciones, para evitar pánico y desorientación en los menores y adolescentes involucrados, quienes al segundo día del hecho, no sabían la situación real de lo ocurrido y qué pasaría con ellos”, mencionó.
    Ibáñez reiteró que en el encuentro binacional se habló de elaborar protocolos de acción, por lo que se gestionará ante el Viceministerio de Justicia el envió de protocolos generales que deben ser adaptados para la zona fronteriza de Bermejo, tomando en cuenta que la prevención de la trata y tráfico de un grupo de menores de edad deberá enseñar a establecer medidas de prevención y control más efectivas.
    Asimismo, confirmó que forma parte del Consejo Nacional de Trata y Tráfico de Personas, y que existen reglamentos específicos de las funciones que deben cumplir la Policía, Migraciones, Ministerio Público, Gobiernos Municipales y Gobiernos Departamentales, “pero capacitación y dotación de equipos y tecnología para realizar un trabajo más efectivo en el control migratorio”.