“Paro médico en Santa Cruz fue acatado parcialmente”

El Ministerio de Salud aseguró que el paro médico de 48 horas que se realizó este martes y miércoles en el departamento de Santa Cruz, en rechazo a la implementación del Sistema Único de Salud (SUS), fue parcial y que envió notas para proceder con los descuentos respectivos.
“Fue un acatamiento parcial. Ha sido acatado en un 50 por ciento en los terceros niveles y casi no se ha acatado en el primer nivel, pero se ha enviado notas al Ministerio de Trabajo para el respectivo descuento”, informó el miércoles el ministro de Salud, Rodolfo Rocabado.
Esa autoridad dijo que esa medida perjudicó en especial a los pacientes que tenían programada una consulta, cirugía o exámenes, los que necesariamente deberán ser reprogramados.
A su juicio, los galenos que se oponen al SUS deberían de generar propuestas constructivas y no atentar contra la población con un paro.
Además, ratificó que el SUS entrará en vigencia desde 2019 con 200 millones de dólares asignados por el Gobierno, además de 215 millones de dólares provenientes de las nueve gobernaciones del país, tal como lo establece la Ley Marco de Autonomías.
“Hay un grupo de profesionales que ve a la salud como una mercancía y no como un derecho social y siempre vamos a estar en desacuerdo”, acotó Rocabado.

Economía boliviana
Por su parte, el viceministro de Presupuesto y Contabilidad Fiscal, Jaime Durán, aseguró que la economía boliviana está en condiciones de asumir la implementación SUS, por el crecimiento económico que se registra en el país.
“No debemos olvidar que una buena implementación de cualquier mecanismo de salud debe pasar por una buena planificación (…), se está realizando este trabajo, cuando todo este diseño este completo ya vamos a poder debatir con precisión el monto que nos va a demandar”, informó.
Durán aclaró que el SUS está en fase de diseño y construcción y que el Ministerio de Economía otorgará los soportes necesarios para tomar previsiones presupuestarias.
Recordó que el Ministerio de Salud analiza los recursos que se necesitarán para la implementación del SUS, en coordinación con los gobiernos municipales, que actualmente destinan 18.000 millones de bolivianos para Salud.