Loeb se lleva su tercera etapa en automóviles y es segundo

El francés Sébastien Loeb se adjudicó este domingo su tercera etapa en este Dakar, que se disputa íntegramente en Perú, y desbancó a su compatriota Stéphane Peterhansel (Mini) del segundo lugar de la general de la clasificación general.

Loeb hizo el mejor tiempo del día a pesar de ser el primer coche en salir a pista y tener que abrir ruta para el resto de unidades, en esta etapa que era la más larga del rally, con 838 kilómetros de distancia, de los que 330 eran cronometrados entre Arequipa y San Juan de Marcona.

Sin embargo, el francés solo pudo recortar poco más de dos minutos sobre el catarí Nasser Al-Attiyah, que volvió a tomar una estrategia conservadora y se dedicó a rodar detrás del nueve veces campeón del mundo de rallys para asegurarse que perdía el menor tiempo posible.

Peterhansel fue el gran perjudicado del día al perder unos veinte minutos en las temidas dunas de Tanaka y luego emprendió una remontada en la que pudo recortar casi la mitad del tiempo desperdiciado, pero no le valió para conservar el segundo puesto en la general.

Con los problemas de Peterhansel, Al-Attiyah sale más líder de la sexta etapa del Dakar, ya que ahora tiene 37 minutos de ventaja sobre Loeb cuando faltan cuatro etapas por disputarse sobre el desierto peruano.

El español Joan ‘Nani’ Roma (Mini), quinto en esta etapa, a 13:08 del ganador, es cuarto en la general a 45 minutos y 24 segundos del líder, mientras que su compatriota Carlos Sainz pudo rodar esta vez a buen ritmo, sin los problemas de los días pasados, y fue tercero este domingo, a 6:56 de Loeb.

El madrileño hace días que perdió cualquier opción de repetir el triunfo en el Dakar al haber destrozado su rueda delantera izquierda en agujero durante la tercera etapa, disputada por las mismas zonas por donde los pilotos corrieron en esta sexta jornada de competición.

Loeb llegaba a esta segunda parte del certamen con algo de fastidio respecto a la etapa tres donde perdió tiempo por un error de navegación que existía en la hoja de ruta oficial que entregó el Dakar a los pilotos. De todas formas ese tiempo perdido no lo recuperó, ya que la organización argumentó que el error en la gráfica fue para todos y no sólo para el piloto de Mini y que los tiempos de los corredores se mantienen tal cual terminaron en esa jornada.