La Autonomía en el Estado Plurinacional, tema pendiente

Políticos argumentaron que hay tareas pendientes para consolidar la Autonomía. Si bien se aceptó un concepto de autonomía modificado respecto al reclamo inicial y se introdujeron las autonomías campesinas e indígenas, el manejo de los recursos económicos aún sigue en manejo del Estado centralista

Diez años después de que se “inaugurara” un nuevo tiempo con una nueva Constitución Política para un Estado Plurinacional, el alcalde de Cercado, Rodrigo Paz; el asambleísta departamental, Mauricio Lea Plaza y el secretario de Gestión Institucional de la Gobernación, Rubén Ardaya, coinciden que uno de los grandes temas pendientes es la Autonomía.

Las autonomías departamentales, municipales y regionales fueron un debate que enardeció a sectores y desató una ola de manifestaciones públicas a favor y en contra sobre todo en 2008. Tras muchos pulsos y muertos, se integró la autonomía en el texto constitucional y Bolivia pudo dormir más o menos tranquila después de haber destapado antiguos regionalismo entre cambas, collas y chapacos.

Si bien hubo varias modificaciones del concepto inicial de autonomías y se introdujeron las autonomías campesinas e indígenas, las autoridades coinciden en que el manejo de los recursos económicos aún sigue en manos del Estado centralista y no permite tomar decisiones respecto a la administración.

Pacto Fiscal

El Gobierno transitorio confía en que se pueda avanzar en el Pacto Fiscal en esta gestión

Lea Plaza señaló que en la última década no se superó al centralismo y se subordinaron las autonomías departamentales y municipales. “Esto está ligado a un Pacto Fiscal Nacional para una redistribución de la renta a favor de las Entidades Autonómicas. Es un elemento que tampoco se pudo encarar y también tiene que ver con la falta de diversificación de la economía porque nos hemos anclado en un sistema basado en la extracción de los recursos naturales que no generó otro tipo de alternativas”, expresó.

Ardaya expuso que para llegar a una autonomía real se deben abordar temas que forman parte de una cadena de descentralización de los recursos del Estado a favor de los gobiernos departamentales, municipales y regionales. Uno de ellos es la diversificación económica para que cada departamento pueda tener un ingreso de recursos suficiente para abastecerse.

“Necesitamos obtener mayores ingresos por la venta de productos industrializados en el mercado internacional o al menos con mayor valor agregado. La distribución de recursos mediante un Pacto Fiscal. Mediante una reunión con el Ministerio de Economía pudimos analizar la posibilidad de mediatizar el Pacto Fiscal hasta finales de año que permitirá un manejo administrativo de los recursos que Bolivia percibe por la renta de hidrocarburos”, dijo.

Paz mantiene una línea que se dirige a la búsqueda del federalismo y señaló que la implementación de la autonomía fue el inicio, sin embargo, no se lograron consolidar en su totalidad. Su argumento es que la autonomía no ha sido capaz de descentralizar y fortalecer los ámbitos de desarrollo local y el debate para “la Bolivia moderna del siglo XXI deberá ser parte del debate de la construcción de un Estado Federal”.

Pobreza, extractivismo, y otros temas no se resolvieron

Si bien las políticas a favor de grupos sociales vulnerables campesinos e indígenas cambiaron y se fomentaron los bonos para que las clases sociales con mayor necesidad pudieran mejorar su calidad de vida, muchos temas quedaron pendientes además de las autonomías.

El secretario de Gestión Institucional de la Gobernación, Rubén Ardaya, recalcó que la recuperación de la legitimidad del Estado democrático es una tarea pendiente y puede ser reforzada durante el próximo proceso electoral para elegir al binomio presidencial el 3 de mayo de la presente gestión.

Además, se debe recuperar la independencia de los poderes del Estado, en especial el judicial. “Es importante que incluso podamos hacer una modificación en la Constitución Política del Estado (CPE) mediante un referéndum para evitar que estos órganos del Estado -Tribunal Constitucional Plurinacional (TCP), el Consejo de la Magistratura y el Poder Judicial- se pueda nombrar a los tribunales de manera independiente y meritocrática.

La tarea inmediata es detener el despilfarro económico respecto al déficit del 8 por ciento que según el nuevo Ministerio de Economía se encuentra controlado de manera progresiva que bajó al 7 por ciento.

El asambleísta departamental, Mauricio Lea Plaza, explicó que las políticas extractivistas también debieron estar vinculadas a políticas de protección del medio ambiente. La erradicación de la pobreza en todos sus ámbitos tampoco pudo culminar por lo que demuestra que el anterior régimen del expresidente, Evo morales, no funcionó y se demuestra.