Gobierno rechaza intento de modificar referendo en Perú

El primer ministro peruano, César Villanueva, desestimó el viernes un proyecto de la oposición neoliberal de modificar el referendo convocado para el 9 de diciembre y señaló que el proceso de consulta ya está en marcha.

Fuerza Popular
Villanueva hizo la declaración tras confirmarse que la bancada del partido neoliberal Fuerza Popular (FP) y su aliada menor, la del partido Aprista, presentaron un proyecto para eliminar de la consulta dos de las cuatro preguntas con el fin de eliminar el veto a la reelección de congresistas.

‘El referéndum va, a pesar de la experiencia con la que ellos están planteando esto, ellos saben que el referéndum va porque ya está convocado. Llueva o truene va el referéndum y si ellos van a buscar otras fórmulas rebuscadas y escondidas, que lo hagan’, dijo.

Añadió que los autores del proyecto ‘tienen miedo a que la población vote directamente’ porque prefieren decidir entre 130 legisladores, como lo han hecho muchas veces.
Señaló que el proceso está en marcha en manos de los organismos electorales desde que el gobierno lo convocó esta semana y el parlamento, que aprobó las reformas a someterse a la consulta, ya no puede intervenir.

El polémico proyecto opositor pretende eliminar las preguntas sobre el restablecimiento del sistema parlamentario bicameral y la que prohíbe la reelección de congresistas.
La iniciativa responde a la posición del presidente Martín Vizcarra contra la reforma referida a la bicameralidad y argumentó que el legislativo la ha distorsionado.

La distorsión del proyecto, señaló, fue eliminar la paridad de género en la composición del nuevo parlamento e introducir el recorte de la facultad constitucional del presidente de disolver el Legislativo si este censurara a dos gabinetes ministeriales.

El congresista aprista Javier Velásquez confirmó el proyecto, que haría posible la reelección de los actuales congresistas, cuyo desprestigio e impopularidad motiva el veto, y dejaría la bicameralidad pendiente para que la ratifique el Legislativo, según fuentes parlamentarias.
El rechazo a la reforma de la bicameralidad es considerado seguro por analistas políticos y dejaría sin efecto indirectamente la posibilidad de reelegirse en otro cargo, que mediatiza el veto.

De otro lado, el primer ministro peruano desmintió que el gobierno tenga un proyecto para intervenir el ministerio público, como afirmó la bancada aprista, que calificó de golpista la medida, ante lo cual el presidente Vizcarra señaló que lo de un golpe son solo dichos de partidos tradicionales.