Feminicida de Zulmah Vargas fue beneficiado con detención domiciliaria

Zulma Vargas Cortez

El capitán del Ejército Víctor Alberto Cossío, acusado de feminicidio de la tarijeña Zulmah Vargas Cortéz, en la gestión 2018, la tarde del martes 18 de febrero fue beneficiado con detención domiciliaria. Se espera que el juicio oral se realice el 27 de este mes.

Tras una apelación a la detención, la justicia determinó que el militar Cossío deba cumplir la sentencia en un cuartel militar en el Trópico de Cochabamba, mientras ejerce sus funciones, según publica el diario Opinión.

Antecedentes

Vargas, que era funcionaria de la Oficina de Gestión Presidencial del gobierno de Evo Morales, fue encontrada muerta a orillas del río en Villa Tunari, el 20 de octubre de 2018. Fue vista por última vez en compañía del capitán de Ejército Víctor Alberto Cossío, principal sospechoso de su muerte, quien posteriormente fue enviado a la cárcel .

La autopsia resultó determinante, pues evidenció golpes en el cráneo anteriores al ahogamiento de la joven tarijeña, un aspecto que desmonta la cuartada del Capitán que fue cambiada en cuatro ocasiones.

Al principio, el Capitán Cossío indicó que se había retirado del lugar, después que se había ahogado, después que se había golpeado y luego ahogado, y finalmente que él se marchó dejándola en tierra firme. Una versión que eludiría también la acusación por omisión del deber de socorro.