El Sedes extrema controles por el sarampión

Simulacro del control de Sarampión en Tarija (foto archivo)

Luego de un silencio epidemiológico, el Servicio Departamental de Salud (Sedes) reportó un caso sospechoso de sarampión, situación que obliga a extremar controles sobre esta enfermedad.

El responsable de Vigilancia Epidemiológica del Sedes, Carlos Magne, explicó que se trata de un paciente del área rural del municipio de Cercado. Como institución activaron los protocolos de control y seguimiento. Pero sobretodo, esperan los resultados de laboratorio.

La preocupación del Programa Ampliado de Inmunización, era que los padres de familia no llevan a sus hijos menores de cinco años para hacerlos vacunar, pues, los niños de esa edad tienen que recibir dos dosis.

La primera dosis se la aplica cuando el niño cumple el primer año de edad, mientras que la segunda vacuna corresponde a los 18 meses de vida. Los que no se hicieron inmunizar en ese periodo, todavía lo pueden hacer hasta antes que cumplan los cinco años, con la denominada triple vírica, que es para el Sarampión, Rubeola y Parotiditis  (SRP).

A las personas que tienen entre cinco y 45 años y que no hayan recibido la segunda vacuna, les corresponde hacerse vacunar con la denominada SR, Sarampión y Rubeola. La inmunización es gratuita en cualquier centro de salud.

La preocupación es que Tarija es un departamento fronterizo con Argentina, donde ya se tienen casos confirmados de esa enfermedad, 26 en lo que va del año 2019, número que ya es considerado por las autoridades en salud, como el peor brote de esa patología desde que en el 2000 se eliminó la circulación endémica de ese virus.  Sucede que entre Bolivia y el vecino país hay un flujo migratorio permanente.