Damnificados de la zona Alta reciben ayuda

    La consecuencia de la riada que se originó en los afluentes y el curso del río San Juan del Oro semanas atrás y que afectó a 336 familias establecidas en las riberas del curso de esa ruta, provocó destrozos materiales de consideración. Días atrás se cuantificó 220 hectáreas de cultivo y 73 casas afectadas.  
    El alcalde municipal de El Puente, Roberto Carlos Ramos, informó que la ayuda que arribó a su jurisdicción para las personas damnificadas consistió más que todo en colchones, camas, frazadas, útiles de cocina y vituallas como ropa y otros enseres.
    Ramos dijo que el apoyo de las instituciones fue oportuna, tanto de Defensa Civil por parte del Gobierno, como de la Gobernación a través del ejecutivo seccional de El Puente, Mario Coronado, además de otras instituciones que se sumaron a la ayuda.
    En los últimos días, la ayuda voluntaria enviada por la cooperación japonesa JICA ha sido recibida y agradecida por todos los comunarios, además de la que proporcionó Soboce a través del plantel ejecutivo de la fábrica El Puente, dijo el alcalde.
    Indicó que dicha cooperación internacional y privada fue invertida en obras de reparación y construcción de defensivos en la zona afectada, misma que viene siendo ejecutada en los tres departamentales.

    CARNAVAL DISMINUIDO
    En relación a las fiestas carnavaleras, indicó que como la misma está muy enraizada en las costumbres lugareñas, las mismas no pueden ser suspendidas, pero tampoco el municipio otorgará incentivos y premios como en pasados años.
    En un informe explicativo  -dijo- que El Puente, después de las desgracias naturales que sufriera y afrontara, retorna a la normalidad paulatinamente, y espera de que las lluvias que todavía faltan por manifestarse, no originen nuevas e ingratas sorpresas como las que se tuvieron.