Carlos Romero sospecha que el caso Alexander fue “armado”

Ministro Carlos Romero
El ministro de Gobierno, Carlos Romero, afirmó este viernes que “estamos ante la posibilidad” de que el proceso judicial sobre el caso del bebé Alexander fue “armado”.
“En el caso del niño Alexander todo el pueblo boliviano somos víctimas, porque resulta que estamos ante la posibilidad de que este caso haya sido armado y si eso habría sucedido sería gravísimo, inverosímil en la historia del derecho y en la historia de la justicia en Bolivia”, manifestó.
La autoridad agregó que mediante los medios de comunicación también se enteró de que se habrían hecho desaparecer testimonios, pericias e informes de la investigación.
El bebé Alexander perdió la vida el 2014 y las investigaciones del Ministerio Público determinaron que el menor fue “violado” antes de su fallecimiento.
Por ese supuesto hecho, el médico Jhiery Fernández fue condenado a 20 años de prisión, sin embargo, en septiembre de este año fue filtrado un audio en el que se admite la inocencia del galeno.
En el polémico material, la ahora exjueza Patricia Pacajes reconoce que el médico ha sido condenado sin pruebas y que el bebé Alexander no fue víctima de violación.
Esta revelación provocó la indignación de autoridades y la sociedad boliviana en general. Incluso, María Ángela Terán, la forense que hizo la necropsia al cuerpo del menor, salió ante los medios de comunicación a confirmar que Alexander no fue violado.
Entre tanto, el pasado miércoles, Fernández finalmente logró salir de la cárcel de San Pedro para cumplir con una orden de detención domiciliaria y ratificó su inocencia en medio de críticas a los operadores de justicia.
Tomado de ANF