Campaña busca empoderar a niñas y adolescentes de Tarija

Con el objetivo de que las niñas, adolescentes y jovencitas aprendan a liderar, a decidir, a tomar decisiones, realicen activismo por sus derechos y a favor de los más desposeídos, la Organización No Gubernamental (ONG) Plan Internacional lanzó ayer por la mañana la campaña “Niñas con Igualdad” en un acto realizado en la plazuela Sucre.

Pilares
Su gerente Carlos Jalil recordó que este evento fue lanzado a nivel mundial el 11 de octubre, fecha que también se recuerda el Día Internacional de la Niña. Apuntó que la actividad se basa en tres pilares, primero que las menores de edad conozcan, “saboreen” y contengan el poder, aprendan a liderar y a decidir.

Una segunda línea es que ellas puedan hacer activismo para hacer escuchar su voz a favor de la igualdad de los más pequeños, los más vulnerables y sean influyentes, por último que inspiren a otros muchachos con sus historias de vida, testimonios y que sean un modelo a seguir.

En el acto varias niñas relataron sus experiencias por haber ocupado funciones de autoridades por un día. Por ejemplo, Paola Rodríguez de 16 años que fue presidenta del Concejo Municipal de Padcaya, Andrea Castro Morales -de la misma edad- que ocupó el cargo de directora del Programa de Rehabilitación de Tierras de Tarija (PERTT) e Isabel Casab Vlajovich de 12 años que asumió la Dirección de Seguridad Ciudadana.

Posteriormente se presentaron y nombraron como embajadoras de “Niñas con igualdad” a la artista juvenil María René Urquiola y a Valeria Quispe que es una atleta tarijeña con lauros nacionales e internacionales. Jalil apuntó que la labor de ellas será difundir la campaña en distintos espacios, además de motivar a las niñas a continuar con sus estudios, que busquen el progreso y que tengan las capacidades para superar barreras.
“La campaña es permanente por los años que vienen” afirmó, porque se aprovecharán eventos y ferias que se realizan en distintos lugares como el área periurbana, rural y los barrios para que las embajadoras difundan las directrices de la actividad.

“La idea es que el plan avance como un efecto de cascada, se vuelva viral, promover que el trabajo sea entre pares, formar liderazgos positivos, proactivos, que permitan a las niñas superar barreras, prevenir el embarazo adolescente, brindarles la capacidad de tomar decisiones y enseñarles a decir no”, explicó Jalil.