Asamblea suspende de nuevo la sesión, no hay Ley Electoral

Víctor Hugo Zamora dijo que la normativa nacional será la que regirá en las subnacionales y en caso de existir la ausencia de un elemento específico se deberá preparar una normativa específica

Cerco a la Asamblea Legislativa departamental de Tarija (ALDT) por los cívicos juveniles

La relación entre la Asamblea Legislativa Departamental de Tarija (ALDT) con la Ley Electoral ha ingresado en un círculo vicioso, casi como en una relación tóxica. El martes 5 de noviembre, la ALDT nuevamente suspendió la sesión donde se estaba trabajando en la Ley de Alianzas Público Privadas (APP) y a pedido de los asambleístas de oposición al partido de Gobierno, se disputo a observar la Ley Electoral, pero no se logró avanzar.

Por la mañana, se dispuso a iniciar la sesión que convocaron los miembros de la directiva del Legislativo para abordar la Ley de Alianzas Público Privadas (APP) y en la sección a tratar de puntos varios se propuso la Ley Electoral. Sin embargo, a las 10.00 horas, un grupo de jóvenes miembros del Comité Cívico Juvenil departamental cercó la puerta principal de la institución con banderas.

Los cívicos indicaron que se realizó esta acción, entre otros cercos institucionales, de manera pacífica para protestar en contra de la postura del Gobierno nacional al no respetar el pedido general de la población de Bolivia de anular los resultados de las elecciones nacionales del 20 de octubre y convocar a una nueva elección nacional. Unos instantes después del cerco, el asambleísta del Chaco, Wilman Cardozo, confirmó la suspensión de la sesión.

“La sesión fue suspendida porque según la información que se ha recibido de la Policía nacional, por seguridad de los asambleístas se suspendieron las actividades cuando se estaba tratando la Ley de APP. Tal como lo ha anunciado el movimiento cívico nacional pareciera que están tomando todas las instituciones públicas, dependientes del estado, por ejemplo, en Yacuiba han cerrado el Municipio y otras. Vamos a ver que ocurre durante todo el día. Por seguridad los asambleístas debían abandonar el Hemiciclo”, expresó.

El asambleísta, Mauricio Lea Plaza, indicó que el plazo para presentar la Ley Electoral venció el martes, de tal manera que la norma no podrá regir las elecciones subnacionales en Tarija en 2020 y los comicios deberán ser regulados por el Órgano Electoral Plurinacional (OEP).

El senador, Víctor Hugo Zamora, explicó que en el Parlamento aun no se mencionó la normativa porque “persiste dando vueltas en la Asamblea Departamental” a pesar del tiempo que se tuvo para promulgar la ley.

“Me parece irresponsable no entregarle al departamento una norma como establece el estatuto autonómico, de eso se trata la autonomía. De que elaboremos nuestras propias leyes y que evitemos de centralizar la decisión en el nivel central del estado. Allá no se ha tocado nada, no tenemos conocimiento salvo el conocimiento público que han estado gambeteando en la ALDT la aprobación de esta ley y no le pudieron entregar a Tarija en el plazo establecido”, dijo.

Además, expresó que a partir de ahora rige la normativa nacional. En caso de existir la ausencia de un elemento específico se deberá preparar una normativa específica para el departamento de Tarija, lo que significará un retroceso en la descentralización.


Los conflictos sin resolver de la Ley Electoral departamental

La promulgación de la Ley Electoral departamental es uno de los casos que “nunca terminan de acabar” en la ALDT. La normativa fue aprobada en grande con dos puntos en desacuerdo dentro de su contenido. El primero la elección de los subgobernadores. A pesar de las recomendaciones del Tribunal Supremo Electoral (TSE), la bancada de asambleístas del Movimiento Al Socialismo (MAS) persistió en mantener la elección de los subgobernadores, antes ejecutivos seccionales, debido a una cuestión numérica.

En el departamento de Tarija, solo el Subgobernador de Cercado no es afín al MAS y por lo tanto el partido de Gobierno tiene mayoría en este nivel estatal. Por otro lado, tampoco estuvieron de acuerdo con establecer una nueva distribución de los escaños en relación al último Censo poblacional realizado por el Instituto Nacional de Estadística (INE). Con la nueva distribución, Cercado alcanzaría los ocho curules mientras que el Gobierno Regional del Gran Chaco alcanzaría seis y la zona alta quedaría afectada por el decrecimiento poblacional que vivió los últimos años.