Ejército sirio toma control de la frontera con Jordania

El Ejército sirio ha tomado el control de la frontera con Jordania, ha anunciado este jueves en sesión informativa la portavoz de la Cancillería rusa, María Zajárova. Según la representante oficial, este hecho “ofreció la posibilidad de abrir el tráfico en la carretera internacional” que une las zonas de Beirut, Damasco y Amán.

Al mismo tiempo, la televisión estatal siria ha comunicado este jueves que las fuerzas gubernamentales entraron en la ciudad de Deraa y levantaron la bandera nacional en la plaza de la mezquita de Al Omari. Esta urbe, donde nació la insurrección civil de 2011, era conocida como la ‘Cuna de la Revolución’.

El pasado 6 de julio, el Ejército sirio izó la bandera en un punto de control de gran importancia estratégica, situado en la provincia de Deraa. La liberación del paso de Nasib permitirá restablecer la conexión de transporte con Jordania, interrumpida en el año 2012 después de que la zona cayera bajo el control de los grupos de la oposición armada.
El avance se hizo posible tras las negociaciones que mantuvieron representantes de Rusia con los grupos armados ilegales que controlaban esa zona de la frontera.

Deraa
La vocera de la cancillería rusa señaló asimismo que la provincia de Deraa “está casi completamente liberada” de terroristas.
La portavoz precisó que también “se llegó a un acuerdo para resolver la situación en los barrios sur y sudeste del centro administrativo de la ciudad de Deraa, que durante más de siete años estuvieron bajo el control de grupos armados ilegales”.

La analista política Francisca Quiroga ha comentado a RT que “uno no puede obviar que ha habido un cambio en las relaciones de fuerza” en Siria y ha subrayado que “la recuperación de una zona tan estratégica significa que Bashar al Assad está ganando esta guerra”.
Durante el control, el ejército sirio y milicias aliadas hallaron armas y municiones en el cruce fronterizo con Jordania.

Según fuentes militares, dentro del parque de material bélico incautado, las unidades armadas capturaron un vehículo blindado de fabricación británica, ametralladoras pesadas y cohetes.