Caso Computadoras: La Alcaldía de Yacuiba impugna ‘perdonazo’ a Brú

Luego de tres semanas de silencio, el alcalde Ramiro Vallejos informó que impugnó la resolución del Ministerio Público de Yacuiba en la que no encontraba ningún indicio de delito en la compra de computadoras del ex alcalde y hoy viceministro de Defensa Civil Carlos Brú Cavero.

Vallejos señaló que el Ministerio Público no cumplió su rol como el titular de la investigación, de acuerdo a la Constitución Política de Estado (CPE) y a la Ley Orgánica del Ministerio Público y del Código de Procedimiento Penal según informó elchacoinforma.com.

Explicó que como Gobierno Municipal se propusieron las diligencias pertinentes, no obstante, estas acciones deberían ser realizadas por el Ministerio Público, ya que en este caso está sometido a pericias, mismas que fueron dispuestas hace tiempo atrás, pero que lamentablemente no pudieron ser resueltas de forma completa.

“No puedo afirmar los indicios porque eso lo determinan las pericias respectivas como las ordenes de investigación (…), se ha hecho la investigación respectiva y, consiguientemente, se está firmando como se ha indicado, sino hubiera los indicios no se hubiera solicitado la reapertura de la investigación”, expresó Vallejos.

Caso aduanero
El caso de las computadoras arranca en 2012, cuando se licitan por 38.576.176 bolivianos, es decir, 5,5 millones de dólares, la compra de 12.500 unidades de características definidas. La licitación contemplaba cinco ítems, como la adquisición de servidores para 77 unidades educativas, 77 routers, 500 puntos de acceso en las aulas y 500 gaveteros además de las computadoras que era el ítem principal.

En los 12.500 equipos se estimaba un precio de 2.707 bolivianos para cada uno, es decir, 389 dólares cada una, sin embargo al igual que sucedió con el caso “Mochilas” que ha llevado a la destitución del alcalde de Cochabamba José María Leyes y ha puesto en apuros a otros tantos alcaldes, los certificados aduaneros cuentan una historia diferente.

De acuerdo a la información facilitada a este medio y en su momento depositada en el Ministerio Público y al Concejo Municipal de Yacuiba en mayo de 2014, el costo de las 12.600 computadoras importadas por Yupana a través de la empresa EliteGroup Computer Systems Co Ltd domiciliada en China (100 más que las requeridas por el Municipio) es de 110 dólares americanos, es decir, 1.386.000 dólares en total. Este monto es poco más de un 25 por ciento del total licitado.

Toda la documentación de respaldo fue entregada al Ministerio Público y al Concejo Municipal y se encuentra disponible en nuestra página web. Ésta consiste en el reporte de importaciones de la DUI 2013/422/C-1298, consignada en la póliza de importación realizada por la agencia despachante de Aduana 20 de octubre para su comitente Yupana SRL.
Además se aporta la factura comercial, la carta de porte, el documento de transporte marítimo, la Declaración Andina de Valor y la póliza de seguros, entre otros.

Diferencias de criterios
El Fiscal Departamental Carlos Oblitas indicó en su momento que la resolución del Ministerio Público de Yacuiba debía correr su trámite y recibir las apelaciones pertinentes por parte de los afectados, que en este caso es la Alcaldía.

La resolución de rechazo indica que no se percibe ningún delito en la licitación de computadoras por 390 dólares que fueron adquiridas por 110. En el caso similar de las mochilas que se licitaron por 10 millones y apenas costaron tres, el Ministerio Público advirtió, como mínimo, incumplimiento de deberes y conducta antieconómica.

Carlos Brú, el amigo de Evo Morales

El ex alcalde de Yacuiba, Carlos Brú, se acercó al presidente Evo Morales luego de su elección como alcalde en las elecciones de 2010 bajo las siglas del PAN. Esta alianza de siglas logró derrocar a Mario Cossío en la Asamblea Legislativa.

En la actualidad, luego de su derrota en 2015, ocupa el cargo de Viceministro de Defensa Civil y coordina el partido en el Chaco por expreso pedido de Morales pese a las discrepancias con las bases y los eventuales roces con José Quecaña.