Agricultores piden una represa en río Camacho

El secretario de relaciones de la Central Campesina de Uriondo, Carlos Acosta, advirtió que los agricultores de las comunidades cercanas al río Camacho pidieron concretar el proyecto de construcción de una presa por la constante sequía que perjudica la producción.

Según informaron a las autoridades competentes, desde hace cuatro gestiones, en tiempo de estiaje las comunidades que se encuentran en la ribera del río Camacho sufren los perjuicios por la falta de agua para los cultivos de diferentes productos que sustentan su economía. Ante esa situación, conminaron al Gobierno Municipal de Uriondo, a la Gobernación y a la Subgobernación para que ejecuten proyectos que amortigüen los daños que sufre el sector agricultor en diferentes reuniones con las autoridades nombradas y con el sector vitivinicultor.

La propuesta planteada fue construir una represa semejante a la de San Jacinto en Cercado en el río Camacho. “El Guadalquivir no se seca por la presa que también alimenta esta vertiente. En cuatro años no se ha avanzado. Con los animales hay que buscar alguna parte donde haya agua para poder alimentarlos. Es muy preocupante”, manifestó.

Denunció también que se perdió grandes cantidades de producción de papa y de uva que se cultiva en Uriondo a razón de la sequía, como en las comunidades de Colón Norte y La Compañía. Los seis canales que se encuentran en la orilla del río Camacho se encuentran secos y los comunarios indicaron que se debe garantizar la fuente de agua para continuar con el proyecto de canales para riego.

Los dirigentes campesinos de Uriondo señalaron que en el discurso de las autoridades en el aniversario del municipio pudieron apreciar un acercamiento por parte de la Gobernación, la Subgobernación y la Alcaldía a comparación de gestiones pasadas. “Hay más coordinación para que se puedan hacer los proyectos”, dijo Acosta.

La comunidad Antigal en el distrito de Miscas Calderas fue propuesta para ser el punto de construcción de la represa. Se deberá coordinar con las autoridades de este sector y realizar la socialización a las familias, pero Acosta consideró que no se está agilizando el proceso y nuevamente transcurrirá la gestión sin dar solución a la sequía.

Por otro lado, explicó que el proyecto Calamuchita se está beneficiando del río Guadalquivir y se encuentra en su etapa final para que los 1.500 pobladores puedan beneficiarse. Acosta manifestó que la vitivinicultura se extenderá hacia esta zona y permitirá a las comunidades recurrir a otras actividades económicas.